Ortodoncia

22
febrero
2017

¿Cuáles son los tipos de ortodoncia que hay para niños?

¿Cuáles son los tipos de ortodoncia que hay para niños?

Aunque existen muchos tipos de ortodoncia para niños, dependiendo de cada paciente, se selecciona un tratamiento u otro. La elección es personalizada y adaptada a cada paciente, porque no existe una sonrisa igual a otra. A continuación detallamos los más utilizados en Clínicas Sanium de Hellín, Villarrobledo y Albacete:

Ortodoncia convencional Metálica o Estética

Los brackets convencionales son los encargados de corregir la alineación de los dientes. Se trata de la solución más tradicional, aunque una de las menos estéticas. Pueden resultar algo incómodos  porque no se pueden quitar ya que van fijos en la boca y en ocasiones generan llagas y algún roce.

A los niños les encantan estos brackets ya que pueden elegir entre metálico o estético. Y a los más atrevidos con gomas de colores dado que en nuestras clínicas disponemos de las más novedosas.

Ortodoncia autoligable estética o metálica

Este tratamiento de ortodoncia es poco estético, aunque capaz de ofrecer una mayor flexibilidad a la hora de visitar al dentista. El aparato también es fijo, pero a diferencia del anterior, no lleva gomas, con lo cual podemos conseguir una mayor higiene.

Ortodoncia Removible

En este caso es posible quitar la ortodoncia en determinadas ocasiones como al cepillarse los dientes o para comer. Este tipo de ortodoncia se utiliza más frecuentemente en niños, pero en adultos también es una buena solución combinada con la fija.  Se suele usar para compensar los maxilares, además de ser muy beneficiosa para crear espacio y solucionar los problemas de apiñamiento.

Ortodoncia Estética o Zafiro

La ortodoncia en este caso como su nombre indica es estética de zafiro. Los brackets son completamente transparentes, muy resistentes y no se tiñen. Los arcos en estos casos suelen ser transparentes sabiendo siempre que la estética requiere de muchos cuidados para que el tratamiento sea lo más eficaz y rápido posible.

Ortodoncia Invisible con Invisaling

El tratamiento consiste en unas férulas o alineadores completamente transparentes y customizados, es decir, se hacen exclusivamente para la boca del paciente. Este tratamiento permite ver el resultado final, ya que cuentan con las últimas tecnologías y si hablamos de alineadores son los más avanzados y afianzados del mercado.

Las férulas se han de llevar el mayor tiempo posible, aunque al ser removibles nos permiten poder extraerlas para comer, asistir a eventos importantes etc. Eso sí, no no debemos olvidar que hay que llevarlas colocadas 20 horas al día.

Son muy populares entre adolescentes y adultos por su discreción ya que les permite sonreír con total confianza sin que nadie sepa que lo llevan puesto.

Ortodoncia Insignia

Recibe este nombre porque el sistema Insignia es el encargado de diseñar digitalmente la sonrisa en 3D para conocer el resultado final antes de empezar. La planificación y diseño de los brackets y arcos es personalizada al 100%. De este modo el tratamiento es más preciso, se acorta el tiempo y requiere menos visitas a la consulta.

Ortodoncia Incognito

Los brackets del sistema Incognito se colocan en la zona lingual, es decir, detrás de los dientes, de ahí su nombre. Son fijos aunque algo más incómodos y son realmente “invisibles” para el resto. Gracias al sistema de diseño asistido por ordenador  (los brackets son customizados ) el tratamiento es totalmente predecible y sea acortan los tiempos de tratamiento.

Dento Smile Aligner

Es un tratamiento con férulas transparentes, similar al Invisaling utilizándose en casos más leves. Estas férulas han de llevarse 2-3 semanas, pasado este tiempo se sustituyen por férulas nuevas. Van diseñadas a  medida de la boca de cada paciente y nos permiten ver la evolución que llevará el tratamiento gracias a su última tecnología.

La sonrisa de un niño es el mejor regalo que se puede recibir, ven y ayúdanos a elegir tu mejor sonrisa.

En Clínicas Sanium contamos con un gran número de ortodoncistas que solucionarán tu problema. Ven y conócenos, ¡consulta, asesoramiento y diagnóstico gratis!

15
diciembre
2016

¿En qué se diferencia la ortodoncia convencional de la ortodoncia invisible?

¿En qué se diferencia la ortodoncia convencional de la ortodoncia invisible?

La ortodoncia corrige las alteraciones en el alineamiento de los dientes y los maxilares, devuelve la funcionalidad y morfología de la cara y la boca, restablece la mordida y, cómo no, la estética. Entonces, si todas cumplen estos objetivos, ¿en qué se diferencian la ortodoncia convencional y la invisible? Vamos a verlo:

¿Qué entendemos por ortodoncia convencional?

Nos referimos a la ortodoncia más clásica que utiliza unos apliques metálicos más conocidos como brackets. Existen otras versiones “actualizadas” de este tratamiento que se apoyan en la última tecnología como es la ortodoncia autoligable estética o metálica. Se trata igualmente de una solución eficaz, pero sin gomas.

¿Qué es la ortodoncia invisible?

Distinguimos dos modalidades:

La ortodoncia con Invisalign®, que consiste en férulas de retención o descarga transparentes y, por lo tanto, apenas se ven.

La ortodoncia lingual, que es fija y totalmente invisible ya que los brackets se esconden detrás de los dientes.

¿Qué ventajas o inconvenientes presenta cada tipo de ortodoncia?

Comparando estos dos tipos de tratamientos vamos a descubrir la diferencia entre ortodoncia convencional y la ortodoncia invisible:

¿Cuál es más efectiva?

Todas persiguen los mismos objetivos, aunque el camino que recorren es distinto. Cada paciente, junto a nuestro equipo de odontólogos certificados y con máster en esta especialidad, tras realizar un estudio y diagnóstico personalizado, decide qué tratamiento es más adecuado según las necesidades.

Estética

Si la estética nos preocupa la ortodoncia convencional no es la opción más idónea. En ese caso, la ortodoncia estética o de zafiro (brackets transparentes y de cristal) o la propia ortodoncia invisible son las más adecuadas por su discreción.

Revisiones

Las visitas a la consulta odontológica son más frecuentes con la tradicional.

¿Me la podré quitar cuando quiera o lo necesite?

La ortodoncia invisible con Invisaling® es removible, es decir, se puede quitar para comer o lavar los dientes con facilidad. Por el contrario, esto no es posible con la tradicional ni tampoco con la lingual.

¿Cuál es más cómoda?

Con la ortodoncia invisible Invisalign®, al no existir alambres ni gomas, el paciente se encuentra más cómodo. Durante los primeros días algunos experimentan una leve presión o molestia, pero ni mucho menos dolor. Además, al crearse a medida se adaptan mucho mejor. También la ortodoncia lingual se personaliza 100% sólo para ti. En cambio, la convencional sigue unas medidas estandarizadas y pueden irritar tus encías ligeramente o la boca dando lugar a úlceras.

La higiene bucodental

Con la ortodoncia clásica se dificulta un poco más la limpieza porque, como hemos dicho, no es posible extraer los brackets a nuestro antojo. Al contrario de lo que se pudiera pensar con la ortodoncia lingual, a pesar de ser fija, por su colocación la limpieza es más sencilla. Por otro lado, con Invisalign® la higiene es más pormenorizada.

¿Cuál es más innovadora?

Como imaginarás, la ortodoncia con los alineadores Invisaling®, sin lugar a dudas, es la técnica más pionera y vanguardista que existe. Gracias a la tecnología digital 3D podemos simular cómo será tu sonrisa cuando acabe el tratamiento y estimar cuánto durará éste.

Entonces, ¿es mejor la ortodoncia convencional o la ortodoncia invisible?

Depende. Para descubrir la respuesta pide cita para estudiar tu caso y juntos decidir la opción más efectiva para tu sonrisa. Recuerda que la primera consulta, el diagnóstico, el asesoramiento, el presupuesto y las revisiones periódicas tras finalizar el tratamiento son gratuitas.

28
noviembre
2016

Los cuidados de la ortodoncia

Los cuidados de la ortodoncia

¿Necesita algún tipo de cuidados la ortodoncia? Tanto si eres un adulto o niño, como si llevas ortodoncia fija o removible la respuesta es afirmativa. ¿Por qué?  ¿Cómo debo hacerlo? Te lo explicamos a continuación:

La importancia de cuidar tu boca si llevas ortodoncia

Existen dos razones básicas para extremar los cuidados de la ortodoncia:

  1. Obtener mejores resultados

Este  tratamiento va a mejorar la maloclusión o posición de tus dientes además de corregir el estado de las encías y los huesos maxilares. Por eso, cuanto mejor cuides de tu ortodoncia, más efectivo será.

  1. Evitar otros problemas bucodentales

Si en los aparatos quedan restos de comida, a la larga, generan placa, esa sustancia pegajosa compuesta de bacterias que se adhiere a nuestros dientes. Es esa placa y no la ortodoncia, como erróneamente se cree, la que origina otros problemas bucodentales más graves como inflamación de las encías, halitosis o mal aliento y caries.

Recomendaciones generales para pacientes con ortodoncia

Toma nota de los siguientes consejos generales y consulta a tu ortodoncista en cualquier clínica Sanium para recibir asesoramiento personalizado:

  1. El cepillado

Si tu aparato es fijo debes cepillar tus dientes y el aparato después de cada comida o, como mínimo, tres veces cada día. Recomendamos utilizar un cepillo de cerdas suaves para llevarlo a cabo con delicadeza.

Por otro lado, si tu ortodoncia es removible como las de Invisalign® lleva cuidado al quitártelo y lávalo con otro cepillo distinto. Guárdalo siempre en una caja o un estuche para conservarlo en perfectas condiciones.

  1. Sé minucioso en la limpieza

Tómate tu tiempo para cepillar todas las superficies, especialmente en la zona donde la encía y el diente se unen. Para evitar que aparezcan manchas originadas por una limpieza deficiente es preferible usar una pasta de dientes con flúor.

  1. El hilo dental

Tras el cepillado utiliza a diario hilo dental como complemento de la limpieza. Hazlo con suavidad y lentamente para no dañar la ortodoncia.

  1. El enjuague bucal

Enjuagarnos la boca pone punto y final a este «ritual de limpieza». Gracias a él se elimina la placa o los restos de comida que se han quedado resguardados entre los dientes y la ortodoncia.

  1. La comida y la bebida

Los alimentos pegajosos como chicles o caramelos y los crujientes como las palomitas de maíz deberían desaparecer de tu dieta. Si no, aumentas el riesgo de que la ortodoncia se desprenda, se deforme o se rompa. Con los productos que sean duros como  las manzanas o el pan tostado, por ejemplo, debes comértelos en trozos pequeños para que no se estropee el aparato al morder. Eso sí, si usas una ortodoncia extraíble, no olvides quitártelo antes de comer.

Respecto a las bebidas es preferible que no tomes demasiados refrescos para mantener tus dientes sanos y fuertes durante todo el tratamiento. Además, no recomendamos las bebidas como el café por su efecto colorante.

  1. Atención con lo que muerdes

Olvídate de la costumbre de morder tus uñas,  las capuchas de los bolígrafos, lápices o los cubitos, por ejemplo, porque dañan la ortodoncia.

  1. Seguimiento y revisión periódica

Aplicando estos cuidados de la ortodoncia en casa junto a revisiones periódicas y un seguimiento personalizado en nuestras clínicas de Hellín, Villarrobledo y Albacete una sonrisa sana y bonita está asegurada.

Para conocer las recomendaciones más adecuadas sobre cuidados de la ortodoncia en tu caso sólo tienes pedirnos cita.